Una revisión histórica de los golpes fallidos: ¿cómo llegamos al "golpe de papel"?

Política 10 de diciembre de 2022
El intento fallido de golpe de Estado protagonizado por el hoy vacado Pedro Castillo nos permite hacer una revisión de otros intentos de rupturas constitucionales que no se consolidaron.

castillo1

El expresidente Pedro Castillo anunció el miércoles la disolución del Parlamento, la reorganización de las instituciones judiciales y la instauración de un gobierno de emergencia. Su discurso, inspirado en algunos pasajes del que dio Alberto Fujimori con el autogolpe en 1992, lo ofreció horas antes de que el Parlamento debatiera la tercera moción de vacancia presidencial. 

El intento de autogolpe duró aproximadamente dos horas, debido a que las Fuerzas Armadas, en un comunicado, anunciaron que no iban a respaldar dicha medida. El Congreso, posteriormente, aprobó su vacancia. 

La Factoría consultó con el historiador Daniel Parodi cuáles fueron los principales fallidos golpes de Estado que se han registrado a lo largo de sus 200 años como nación independiente. 

1.    El golpe de Estado de los hermanos Gutiérrez

Queda en el recuerdo la rebelión de los hermanos Gutiérrez, de nombres Tomás, Silvestre, Marceliano y Marcelino. En 1872, quisieron tomar el poder cuando resultó electo el primer presidente civil Manuel Pardo y Lavalle. 

“El asunto es que Manuel Pardo y el Partido Civil habían sido elegidos democráticamente, después de 50 años de caudillos militares. En Perú, la característica del siglo XIX fue el caudillismo militar. Los hermanos Gutiérrez eran militares que también no estaban conformes por el hecho de que por fin los civiles gobernaran”, explicó Parodi.

El motín derivó en el asesinato del todavía presidente José Balta y en la rebelión popular en contra del gobierno de facto, que acabó con la muerte de tres de los hermanos Gutiérrez en las calles.  “Fueron colgados en las torres de la Catedral de Lima, hay registro de la época, de los cuerpos de los hermanos Gutiérrez colgados”, añadió. 

  Gutierrez_brothers_1872

2.    Día del Carácter

En 1909, Augusto B.Leguía era entonces presidente del Perú y los seguidores de Nicolás de Piérola intentaron hacer un golpe de Estado contra su gobierno. “Lo sacaron de Palacio y le quisieron obligar a firmar su renuncia. Leguía se negó a firmar. Pese a que lo habían maltratado, él no firmó”, reseñó Parodi. 

Las fuerzas del orden llegaron y debelaron el intento de golpe. “Se le conoció por el Día del Carácter, por no dejarse amedrentar por esta turba, de mantenerse firme”, dijo Parodi.

640px-Intento_de_golpe_de_Estado_en_Perú_de_1909

3.    Mitad golpe, mitad revolución 

Durante el gobierno de José Luis Bustamante y Rivero, ocurrió un intento de golpe de Estado por parte de los apristas, que eran aliados de Bustamante y Rivero. El enfrentamiento entre apristas y el entonces presidente ocurrió tras el asesinato de Francisco Graña Garland, empresario presidente del directorio del diario La Prensa, en 1947. El crimen fue atribuido a los apristas, por lo que Bustamante y Rivero sacó a los apristas de su gabinete. Eran años de crisis económica, social y política. 

“El APRA prevé que pueda haber un golpe militar pronto y quiere adelantarse. Con participación de la marinería del Callao, algunos militares apristas se levantaron, pero fracasaron. Las Fuerzas del Ejército son mayores. La fallida sublevación aprista da como resultado que, a fines de octubre del año 1948, el general Manuel A. Odría sí da un golpe, saca a Bustamante y comenzó así el ‘ochenio’ de Odría que quizá sea la dictadura más represiva y violenta en la historia del Perú”, contó Parodi.

4.    El intento de golpe democrático

Para Parodi, un intento de golpe muy peculiar fue el que encabezó el general Jaime Salinas Sedó, debido a que se trató de un “intento de golpe para volver a la democracia”. “Se levantó contra Fujimori y por la democracia, para restituir la democracia”, dijo Parodi. 

Fue programado para noviembre de 1992 en respuesta el autogolpe, perpetrado por Fujimori en abril de ese año.

Salinas Sedó fue encarcelado, luego recibió una amnistía política y posteriormente tuvo que exiliarse. “Le doy mucho énfasis, yo lo llamaría el golpe de Estado democrático, para restablecer el orden constitucional y la democracia. Lamentablemente, fue debelado y continuamos con la dictadura fujimorista”, manifestó Parodi. 

salinas

¿Cómo se recordará el golpe que pretendió dar Pedro Castillo?

Según Parodi, podría denominarse “el golpe de papel”, debido a que considera que se trató de una “pantomima”. 

“Fue una iniciativa individual, personal, solitaria de un presidente que estaba solo y bajo ningún concepto iba a ser apoyado por las Fuerzas Armadas. Era evidente que no lo querían”, dijo Parodi. 

“Pedro Castillo al lanzar este golpe de Estado de papel, les estaba facilitando las cosas a las Fuerzas Armadas, y a los sectores que lo querían fuera de Palacio de Gobierno. Creo que va a ser recordado como el golpe de papel en un gobierno que fue también de papel, porque Pedro Castillo no gobernó, no hemos tenido gobierno los últimos 16 meses, porque, y duele decirlo, hemos tenido a un pillo en Palacio. He dicho que duele por la expectativa que generó al venir del Perú profundo, del Perú andino rural”, añadió.

Te puede interesar