Elección del TC o cómo sacar a candidatos independientes

Política 27 de enero de 2022
La Comisión especial del Congreso -encargada de seleccionar candidatos para la nueva composición del Tribunal Constitucional calificó, de forma inexplicable y con notas bajísimas, a varios aspirante al Tribunal. El objetivo subalterno sería sacar del camino a candidatos sin amarre político. Meses atrás el proceso ya había sido suspendido por falta de transparencia a la hora de otorgar puntajes en las entrevistas personales ¿A qué juega la Comisión?

Por: Nicole Pinto 

Click-partido-4

En julio del año pasado, el Congreso suspendió el proceso de selección de los magistrados del Tribunal Constitucional (TC) debido a una demanda de amparo que cuestionaba la falta de transparencia a la hora de otorgar puntajes en las entrevistas personales de los candidatos. Incluso, la Comisión que escoge al nuevo Tribunal Constitucional hizo preguntas ajenas al derecho constitucional, algunas de ellas rayando con lo absurdo. Estas inconsistencias llevan a preguntarse si la forma como el Congreso elige a los miembros del TC es la más pertinente.

El abogado constitucionalista, Carlos Delgado explica que hay estándares la para elección de los magistrados al Tribunal Constitucional: "El Tribunal Constitucional está compuesto por siete miembros elegidos por cinco años y para ser miembro se exigen los mismos requisitos que para ser vocal de la Corte Suprema, alcanzándoles las mismas incompatibilidades que a los congresistas".

Los requisitos exigidos son ser peruano de nacimiento, ser ciudadano en ejercicio, ser mayor de 45 años y haber ejercido la abogacía o la cátedra universitaria en materia jurídica durante 15 años. Respecto a las incompatibilidades de los congresistas, que alcanzan a los miembros del TC, están establecidos en el artículo 92 de la Constitución. "El candidato que se quiera presentar para ser miembro del Tribunal Constitucional tendría que renunciar a cualquier función pública, asimismo, a su condición de gerente, apoderado, representante, mandatario, abogado, accionista mayoritario o miembro del directorio de empresas que tiene con el Estado", indica Delgado

Además, agrega que los aspirantes al Tribunal Constitucional "deben tener una reconocida solvencia moral y carecer de antecedentes penales o escándalos públicos que hayan afectado su imagen a la ciudadania" 

Este año, la Comisión especial del Congreso, conformada por José María Balcázar, Jorge Montoya, Wilmar Elera, Luis Aragón, Hernando Guerra García, Ruth Luque, Eduardo Salhuana, Adriana Tudela y Enrique Wong han generado una nueva polémica. Manuel Monteagudo Valdez, profesor universitario y asesor jurídico del Banco Central de Reserva del Perú que aspira a ser miembro del TC, precisó que sus publicaciones fueron calificadas con cero por cinco de sus miembros.

Manuel Monteagudo ha presentado 14 publicaciones, entre ellas un libro. La mayoría de sus artículos han sido admitidos en editoriales de universidades extranjeras como Oxford University Press y Edward Elgar Publishing, ambas del Reino Unido. También en la Universidad Externado de Colombia, la Escuela de Leyes de la Universidad de Duke, en Estados Unidos; el Instituto de Estudios Europeos de la Universidad de Deusto, en España, el Fondo Monetario Internacional, entre otros. ¿Cómo es posible que obtuviera cero en el rubro "Publicaciones"? ¿En qué se  está basando Congreso de la República para elegir a los profesionales más idóneos para un cargo tan importante? Lo terrible de este caso es que la Comisión ha hecho lo mismo con varios candidatos, entre ellos el laboralista, Guillermo Boza quien, con 50 publicaciones, ha obtenido una puntuación muy baja como en el caso de Monteagudo. Por los menos ocho de las publicaciones de Boza, están incluidas en revistas indexadas. Una revista indexada es una investigación analizada por pares, sujeta a una severísima revisión y que aparece en las bases de datos que gozan de gran prestigio entre los académicos y estudiosos.

Todo apuntaría a que la Comisión ya tiene sus candidatos y necesita sacar del camino a aquellos candidatos al TC que no han pactado compromisos políticos, prebendas y que no tienen el respaldo de ninguna bancada. Una triste jugada política.

Te puede interesar