El martirio de Arlette Contreras

Compártenos:

El martirio de Arlette Contreras empezó hace tres años atrás cuando su ex pareja, Adriano
Pozo, la golpeó y la arrastró de los cabellos teniendo que escapar corriendo hasta la
recepción del hotel donde se encontraba, en Huamanga para pedir ayuda. Todo fue
grabado y visto con indignación por muchos peruanos y sobre todo peruanas, que cada vez
más son intolerantes con la violencia de género.

Su caso se suma al gran porcentaje de violencia que ostenta la provincia de Ayacucho,
ubicada en el centro sur del Perú. Según el Instituto Nacional de Estadística e Informática
(INEI), esta región peruana es la quinta con mayor índice de violencia física hacia la mujer.
Los 26 feminicidios, ocurridos desde el 2015 hasta octubre del 2018, según el Poder
Judicial, evidencian la gravedad del problema.

Cifras que asustan, sin embargo, lo que podría ser percibido como lo más alarmante es el
hecho que Pozo, el agresor en el caso de la joven Arlette Contreras aún está libre luego de
más de un proceso y múltiples acusaciones, sobre todo por la contundente evidencia
audiovisual que rodea este caso y que los jueces no han sopesado de una manera correcta
al no considerar las imágenes de seguridad entregadas por el hotel donde la evidencia de la
paliza es sumamente clara.

Es por ello que Contreras tuvo que acudir a los tribunales de Lima, ya que los juzgados
ayacuchanos, pese a las pruebas que existen de la agresión, se negaron a acusar a Pozo
como culpable, más de una vez.

El 13 de diciembre del 2018, la justicia peruana volvió a darle la espalda a Contreras
declarando nula la sentencia que absuelve a su agresor, lo que significa que Arlette tendrá
que empezar de cero el proceso judicial buscando encontrar que este sea resuelto de una
forma verdaderamente imparcial.

[VIDEO]

Fecha: 13/08/2018
Facebook

El martirio de Arlette ContrerasDisenadores LaFactoria